Invertir en bonos

Si te interesa asegurar parte de tu capital invertido, en inversiones que mantengan los beneficios de la capitalización compuesta, sin tener el alto riesgo que tienen las inversiones de renta variable, este post es para ti.

Los CETES o bonos son documentos de deuda gubernamental, los cuales están respaldados por el Banco de México. El objetivo de estos títulos es financiar la deuda del gobierno, el cual hará uso del capital invertido para proyectos de obra pública. Uno de los principales beneficios de este tipo de inversiones es la confiabilidad que representa para sus accionistas. No existe una inversión que sea 100% segura, sin embargo, este tipo de inversión, junto con los pagarés bancarios, son las que representan mayor seguridad para los inversionistas.

Sin embargo, el rendimiento de los CETES o bonos es menor que el rendimiento de las inversiones de tasa variable. Estos están promedio de 8 a 9% anual. Invertir en renta fija es una forma de amortiguar la volatilidad de los mercados en caso de contar con inversiones de renta variable. Además, para invertir en bonos no es necesario contar con grandes montos de capital. Es posible empezar a invertir desde $100 pesos mexicanos. Páginas como cetesdirecto.com te permiten, de manera confiable y segura, realizar la compra de la cantidad de bonos deseada a través de internet.

Otro de los inconvenientes que presenta la inversión en bonos es la falta de liquidez de esta. Los CETES pueden ser invertidos a plazos de 30 a 90 días. En cambio, los bonos pueden invertirse desde 5 a 20 años. Este título de propiedad te proporcionará el rendimiento obtenido al finalizar el plazo por el cual se haya realizado la compra de la misma. Aquellos inversionistas que optan por invertir en bonos a largo plazo, reciben un rendimiento mayor de su capital aportado. Aunque la diferencia de las tasas de inversión, de corto a largo plazo es aproximadamente del 1 al 2% entre una y otra.

Invertir en bonos de la deuda gubernamental mexicana, es mucho mas atractiva que invertir en deuda de gobiernos de países desarrollados como Estados Unidos, ya que generan un retorno menor a los inversionistas. Es por este motivo que casi el 50% de los títulos de propiedad de bonos pertenecen a extranjeros.

Los bonos representan una excelente opción para diversificar el portafolio de inversión. Además de como se mencionó anteriormente, amortiguan la incertidumbre y la volatilidad del mercado de valores, cambio de divisas, cryptomonedas e incluso que el mercado inmobiliario. Este instrumento de inversión permitirá además hacerle frente a la inflación y a la devaluación del capital a través del tiempo ocasionada por la misma.