¿Por qué invertir en petróleo?


México es un país rico en recursos y estratégicamente colocado en medio de dos grandes océanos Pacifico y Atlántico. Además de su ubicación geográfica en medio del continente americano le brinda grandes posibilidades. México cuenta con un recurso mineral altamente valuado a nivel mundial y este es el petróleo.

Existe un gran interés por parte de compañías tanto mexicanas como extranjeras en extraer y procesar el crudo mexicano. Algunas de las empresas asiáticas que ya han trabajado y siguen participando el licitaciones mexicanas para obtener contratos de extracción del mineral son Petronas, Inpex, Qatar Petroleum, China National Offshore Oil Corporation, entre muchas más. Además de empresas asiáticas, hay un gran interés por empresas europeas también. Como por ejemplo Repsol YPF, Shell, BP y Premier Oil.

Para invertir en estas empresas es posible hacerlo a través de las distintas bolsas de valores en las cuáles cotizan, sin embargo, es también posible hacerlo en aquellas que estén enlistadas en el SIC (Sistema Internacional de Cotizaciones) de la Bolsa Mexicana de Valores.

¿Pero por qué invertir en petróleo? Pues, aunque la reducción de su consumo es un tema ya tratado a nivel mundial, tanto para reducir las emisiones de carbono, como para disminuir la contaminación marítima y del aire. Este hidrocarburo sigue siendo, uno de los principales recursos consumidos a nivel mundial. Tanto para la industria de la manufactura, la construcción, el sector automotriz y el energético. Por este motivo es un mineral valioso que su consumo sigue siendo necesario a nivel global.

México es un país atractivo para las empresas extranjeras debido a la transparencia de las operaciones y de los contratos en los cuales se licita la producción y extracción del petróleo. A diferencia de otros países de Latinoamérica, como el caso de Brasil en el cual Petrobras está fichado como corrupto.

Las inversiones realizadas por estas empresas representan ingresos de capital importantes para el país, siendo que las licitaciones hasta ahorita pactadas para llevarse a cabo durante los próximos 10 años, dejaran en México un aproximado de $129 billones de dólares.

Además de las empresas internacionales que invierten en el país, las oportunidades también están para las empresas mexicanas y un ejemplo de esto es que Pemex, Sierra Oil & Gas y Jaguar Exploración y Producción son los principales ganadores de contratos en el país en materia de hidrocarburos.

Aunque existen dudas sobre como continuará el desempeño en México ahora con el nuevo presidente, Andrés Manuel López Obrador, quien ha prometido cancelar la reforma energética. Estas empresas tanto mexicanas como extranjeras mantienen la fe que los proyectos seguirán viento en popa y serán lo mejor para ambas partes en el contrato.